Los principales clientes de este mercado son las mujeres y amas de casa, al igual que personas con enfermedades como cáncer o diabetes, estudiantes de gastronomía, nutrición y ciencias ambientales.

Toluca, Estado de México. – Derivado de la pandemia, la demanda de productos orgánicos incrementó considerablemente, pues gracias a su proceso de cultivo no contienen químicos, además de que se siembran y cosechan de manera sostenible y regenerativa. De acuerdo con Ireri Origel Rodríguez, directora del Mercado de la Tierra Verde Alternativo Toluca, los precios de estos productos son más altos que los de una recaudería convencional o la central de abastos; sin embargo, su calidad es mayor.

“Estamos en un punto medio, que favorezca al productor y al consumidor, aunque estamos 10 o 15 por ciento más caro, todo depende los productos y la temporada, los más demandados son la fruta, verdura, queso, huevo y tortillas”.

Con la incidencia en los casos de covid-19 en personas con hipertensión, diabetes o enfermedad respiratorias, dijo, muchas personas optaron por llevar una vida más saludable y por ende mejorar sus hábitos alimenticios.

Los principales clientes de este mercado, refirió, son las mujeres y amas de casa, al igual que personas con enfermedades como cáncer o diabetes, estudiantes de gastronomía, nutrición y ciencias ambientales. «Cuando retomamos las actividades presenciales después del confinamiento notamos clientes nuevos, alrededor de 30 por ciento”.

Sostuvo que los productores impulsan la trazabilidad y la sostenibilidad. Por ello su decálogo establece que los productos que se venden sean locales o regionales, que sean de temporada y de calidad, con prácticas agrícolas regenerativas desde la semilla hasta el embalaje, y con prácticas de transformación de alimentos saludables, eliminando cualquier químico sintético, refinado o productos extranjeros.

Ante la tercera ola de contagios y para la gente que no desea salir, Origel Rodríguez señaló que mantienen la venta de canastas por pedido cada 15 días los miércoles, las cuales pueden incluir fruta, queso, miel, hortalizas, brotes, productos de maíz, nopal, productos de higiene persona, entre otros, que se encuentran en un catálogo de 90 productos orgánicos.

«Nos instalamos cada segundo y último sábado de cada mes, ofrecemos hortalizas, frutas, verduras, cosmética natural e higiene natural, lo mismo que tlacoyos, helados, dulces, mieles, yerbas aromáticas, entre otros productos de 10 de la mañana a 3 de la tarde».

Cabe señalar que actualmente en el Valle de Toluca hay otros cinco mercados de este tipo.

Con información de: MSN Noticias

Previous Con residuos de piña y hongos, jóvenes elaboran aislantes y empaques
Next Los insectos se abren paso en el mundo de la proteína animal para el ganado

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *