Hombres, mujeres y niños empezaron a sembrar frijol, zanahoria y chiles, para poder preparar sus propios alimentos

Matamoros, Tamps. (México). – En un área de casi cinco metros cuadrados, un grupo de migrantes de Honduras han decidido arar la tierra del bordo del río Bravo, para poder cultivar sus propios vegetales ante la constante queja de que no les gusta la comida que les llevan las autoridades, asociaciones y grupos religiosos.

Ante la desesperación de tener meses varados y de no saber si serán aceptados en Estados Unidos, el grupo de hombres, mujeres y niños, desde el fin de semana pasado empezaron a sembrar frijol, zanahoria y chiles, para poder preparar sus propios alimentos.

De acuerdo con información del diario local En Línea Directa, en el área arada vertieron semillas de diferentes hortalizas con la intención de que logren germinar y ya no tener que dependen de matamorenses y estadounidenses.

El espacio en donde prepararon la tierra para tener el huerto, se encuentra en el campamento migrantes debajo de árboles frondosos que por sus tamaños, pensaron que sería la mejor opción para empezar a cultivar los vegetales.

Por la situación en que se encuentran estás personas confiaron en que se encontrarán en la ciudad, esperando la aprobación de su trámite de asilo, durante todo el tiempo que se lleve el proceso de crecimiento de las semillas que sembraron.

Con información de En Línea Directa

Previous Proponen uso de mezquite para descontaminar suelos
Next Plaga de langosta “devora” cultivos al este de África

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *