La compañía, propiedad de Bayer, tendrá que pagar casi 2.000 millones de dólares a una pareja de ancianos afectados por el herbicida Roundup

Oakland, EEUU. – Tal parece que la multinacional Monsanto, propiedad de Bayer, no atraviesa por su mejor momento tras enfrentar a un jurado el pasado lunes 13 de mayo, quien ordenó en su veredicto final pagar una deuda multimillonaria de aproximadamente 2.000 millones de dólares, a una pareja de ancianos quien los demandó al considerar que un herbicida a base de glifosato les causó cáncer. 

Tras una ardua investigación por parte del jurado estadounidense, se determinó que el herbicida “Roundup”, comercializado para la jardinería doméstica, fue un “factor sustancial” en los linfomas que desarrollaron el matrimonio formado por Alva y Alberta Pilliod, a lo largo de casi 30 años de utilizar dicho producto en su jardín. 

A Alva Pilliod, de 76 años, le fue diagnosticado el linfoma en 2011, mientras que a su esposa, Alberta, de 74, se le encontró en 2015.

En consecuencia, y como sentencia final del jurado, la farmacéutica alemana Bayer, tendrá que remunerar a cada miembro de dicho matrimonio 1.000 millones de dólares y 55 millones de dólares más por daños causados por cuenta de dolor y sufrimiento a la pareja.

Dentro de estas expectativas Bayer recurrirá el fallo donde en un comunicado menciona: “No hay pruebas científicas para concluir que el herbicida de glifosato fue el factor determinante”

Por si esto fuera poco, miles de manifestantes en contra de la compañía continúan convocando marchas en diferentes países del mundo organizadores cómo “Marcha Mundial Contra Monsanto” (MAM) declararon por séptimo año consecutivo la guerra contra la farmacéutica alemana.

Es la tercera ocasión que la multinacional falla ante un jurado estadounidense y en esta ocasión la suma determinada es la mayor que haya tenido en la historia de dicha compañía.

Previous Reutilización del agua ante los retos agrícolas
Next Sader y UNAM promueven cuidado de polinizadores

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *