Desde el “Palacio de la Flor” y las chinampas miles de productores de plantas de ornato demostrarán el potencial mexicano en el sector

Erick Giovanni Aguilar Rosales

Ciudad de México. – En 2019, México será sede de la feria de plantas y ornamentales más grande del mundo, Ornamental, Plants & Flowers (OPF), la cual tendrá lugar los días 18,19 y 20 de septiembre en el Centro Citibanamex. El evento contará con el apoyo de la organizadora International Trade Fair for Plants (IPM), exposición alemana más importante a nivel global.

Xochimilco, al ser reconocido como Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO desde 1987, es uno de los lugares en el país con mayor reconocimiento a nivel mundial; con atractivos turísticos que van desde las trajineras, hasta las chinampas, terrenos de cultivo de producción intensiva hechos a mano.

Las chinampas cuentan con una extraordinaria fertilidad del suelo, que, combinado con la abundancia y la mano de obra del agricultor, crean condiciones óptimas para el desarrollo de diferentes cultivos.

Asimismo, Xochimilco cuenta con el Palacio de la Flor, recinto que está conformado por un grupo de 500 floricultores que conservan las formas tradicionales de este cultivo. El lugar es punto de comercialización de productores de Morelos, Michoacán, Guerrero y Puebla.

Arturo Camacho Velasco, presidente del recinto, indicó que “en la búsqueda por fortalecer la actividad florícola de Xochimilco, decidimos participar en la OPF México, ya que vemos posibilidades de generar cambios e innovaciones importantes para nuestro sector”.

Se estima que la cadena de producción de plantas ornamentales genera 10 mil 720 millones y 77 millones de dólares en exportación con Estados Unidos.

Enrique Arias, presidente en México de OPF, enfatizó que “México tiene un gran potencial para tornarse en uno de los exportadores más importantes a nivel global, y para lograrlo necesitamos proveer a los productores de conocimientos especializados que satisfagan las necesidades de mercados internacionales”

Por su parte, el Ingeniero Mariano Oropeza, representante de OPF y presidente del Consejo Estatal de Productores de Ornamentales de Morelos A.C. (CEPOMAC), afirmó que México cuenta con 23 mil 88 hectáreas de ornamentales, en las que trabajan 25 mil 500 productores.

 “México se encuentra en tercer lugar en cuanto superficie cultivada de ornamentales”, subrayó. Sin embargo, hizo énfasis de que el país no aparece en el mapa de las exportaciones debido a que su comercio ha sido interno, el cual “no se ha alcanzado a satisfacer completamente”.

Recordó que el mercado natural de exportación de flor de corte sigue siendo Estados Unidos gracias a su distancia geográfica. “Desde el centro del país, nosotros pagamos 25 centavos de dólar por transportar un kilo de flor. Esto nos da una ventaja competitiva enorme.”, manifestó.

Opinó que a México le hacen falta más dinámicas -como la OPF- para que especies nativas como la nochebuena y la dalia sean reconocidas en el mercado mundial. 

Desde otro punto de vista, Martha Gómez, productora y comerciante en Palacio de la Flor, comentó que a través de esta asociación buscan la conservación del cultivo en chinampas, impulsar la comercialización para que los habitantes de la región para que tengan una vida digna, fomentar nuevos empleos en el sector y convertirse en los principales proveedores de la Ciudad de México.

Anterior Crece comercio internacional de frutas exóticas producidas en México
Siguiente Confían en pronto acuerdo de tomate con EUA

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *