La delegación del estado de Florida en el Congreso estadounidense había solicitado una investigación en contra de las importaciones de frutas y hortalizas de origen mexicano argumentando que era “en beneficio de la alimentación y la salud de los consumidores estadounidenses”.

Por Redacción Agro Orgánico*

México. – La Representación Comercial de Estados Unidos (USTR) y el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) anunciaron que no iniciarán una investigación en contra de las importaciones de frutas y hortalizas de origen mexicano, informó la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader).

La dependencia recordó que, con base en la Sección 301 de la Ley de Comercio de Estados Unidos, la delegación del estado de Florida en el Congreso estadounidense solicitó una investigación en contra de las importaciones hortofrutícolas de origen mexicano con el argumento de que esta era “en beneficio de la alimentación y la salud de los consumidores estadounidenses”.

Destacó la “falta de mérito” de esta medida y reconoció la labor de las secretarías de Economía y de Relaciones Exteriores en el esfuerzo para la “defensa de los derechos de nuestros productores en el marco del Tratado México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC)”.

La Sader recordó que en 2021 las exportaciones mexicanas de frutas y hortalizas frescas a Estados Unidos ascendieron a 11 millones de toneladas con valor superior a 16 mil millones de dólares, por lo que la decisión de las autoridades de EEUU “brinda certidumbre para el abastecimiento de frutas y hortalizas al mercado estadounidense, especialmente durante la temporada otoño-invierno”.

Señaló que en el marco del T-MEC se ha contribuido al desarrollo de cadenas de suministro resilientes que hacen a los sectores agroalimentarios de los tres países complementarios, lo que permite que los habitantes de América del Norte tengan acceso a alimentos nutritivos, inocuos y de alta calidad a precios accesibles durante todo el año.

Asimismo, destacó que la innovación y la inversión en buenas prácticas agrícolas han mejorado e incrementado la inocuidad, calidad y diversidad de las frutas y hortalizas mexicanas. México –apuntó la Sader– responde a las demandas del mercado internacional y se consolida como un socio estratégico confiable que contribuye a la seguridad alimentaria de la región.

Previous La inflación golpea a los productos frescos orgánicos en EU
Next Suben precios del trigo por suspensión de Rusia